Real Hearing. Tan real como en el tribunal


La compañía británica Chicago Bridge & Iron Company (CB&I), propiedad de la compañía tecnológica McDermott, ha cerrado el arbitraje de inversiones contra Colombia abierto en el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones (CIADI) en relación al desarrollo de la Refinería de Cartagena (Reficar). Lo hace tras el acuerdo anunciado con McDermott hace un mes, que zanjó un importante laudo pendiente de un arbitraje CCI y otros procedimientos legales.

A finales de marzo, el grupo transnacional McDermott y la refinería colombiana Reficar resolvieron el conflicto que mantenían a raíz de un laudo contra la británica Chicago Bridge & Iron (CB&I), filial de McDermott, con un acuerdo de 900 millones de dólares. Este arbitraje se inició en marzo de 2016 ante la corte de arbitraje de la Cámara de Comercio Internacional (CCI) contra CB&I por el contrato de ampliación y modernización de Reficar, un proyecto con visión de convertirse en la infraestructura más competitiva de la región del Caribe.

A través del acuerdo se resolvía total y definitivamente el laudo arbitral de Reficar y las responsabilidades relacionadas, y se otorgaba a la empresa de refinería un paquete de liquidación que ascendía a unos 900 millones de dólares finalizando todos los procedimientos legales en los Países Bajos y en el Reino Unido.

El caso en CIADI

En abril de 2022, CB&I presentó el arbitraje de inversiones contra Colombia ante CIADI. La disputa se relaciona con los intereses de CB&I en Reficar, un proyecto impulsado por Ecopetrol y enquistado con otras controversias como la iniciada ante la CCI, la de la compañía de ingeniería Foster Wheeler ante la misma institución o el de la consultora ICG-ICSAS en 2017 ante el Centro de Arbitraje y Conciliación de la Cámara de Comercio de Bogotá.

En un procedimiento ante la justicia colombiana sobre sobrecostos del proyecto de construcción y modernización de la refinería, la Contraloría General de la República falló, -en una sentencia de abril de 2021 sobre responsabilidad fiscal-, en contra de funcionarios de Reficar, su junta directiva y algunos contratistas entre los que se encontraba CB&I, CBI Colombiana, Foster Wheeler y Process Consultants (ver “Reficar: a pagar $2,9 billones por detrimento patrimonial“, El Nuevo Siglo, 26.04.2021).

El 3 de abril, CB&I presentó una solicitud de suspensión del procedimiento de conformidad con las Reglas de Arbitraje del CIADI. El 17 de abril, Colombia informa al Centro que no se opone a la solicitud de desistimiento y el 30 de abril, el Tribunal emite una orden procesal tomando nota de la terminación.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.