El pasado 27 de diciembre, el tribunal del Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones, Ciadi, del arbitraje Tidewater contra Venezuela publicó su decisión sobre la solicitud de anulación de esta última, en ella “anula una porción del Laudo y el monto asignado a esta porción, es decir, 10,003 millones de dólares, y deja sin efecto la cosa juzgada en tal medida”.

Asimismo, el tribunal explica que le corresponderá “a un tribunal nuevo dictar un laudo en cuanto a esta porción respecto de la cual el Tribunal no ha expresado motivos.”

La solicitud de anulación fue presentada por Venezuela en julio de 2015 sobre el laudo dictado en marzo de 2015 que condenaba a la República Bolivariana a un total de 46,4 millones de dólares por expropiar “la inversión de Tidewater en Venezuela sin el pago de una pronta, adecuada y efectiva indemnización”.

Once embarcaciones de Tidewater incautadas en 2009
En 2009, once embarcaciones de Tidewater fueron incautadas por el Gobierno Venezolano como consecuencia de la nacionalización llevada a cabo por Hugo Chávez. En marzo de 2010, el Ciadi registró el arbitraje de Tidewater que llevó a cabo un tribunal presidido por el neozelandés Campbell Alan McLachlan y como árbitros el español Andrés Rigo y la francesa Brigitte Stern y que laudó a favor de Tidewater. El tribunal al cargo del procedimiento de anulación ha sido presidido por el somalí Abdulqawi Ahmed Yusuf, el malasio Cecil W. M. Abraham y el alemán Rolf Knieper.
Tidewater, compañía con sede en Nueva Orleans, es proveedor líder de grandes buques de servicio para la industria energética mundial.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.