La minera australiana Antilles Gold (antes Panterra Gold) ha comunicado en su página web algunos detalles más del arbitraje que presentó su subsidiaria EnviroGold contra República Dominicana por el proyecto Las Lagunas ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (CIADI).

La minera explica que: “además del problema de recuperaciones de oro menores a las esperadas, el proyecto Las Lagunas tuvo que lidiar con el incumplimiento del gobierno de la República Dominicana de su obligación contractual de proporcionar un sitio para que EnviroGold construyera una presa para depositar los relaves reprocesados.”

Esta situación produjo que EnviroGold tuviera que volver a depositar los relaves detrás de muros de contención de roca construidos dentro de los límites de la presa de la que se recuperaron originalmente, lo que produjo costos operativos adicionales.

La reclamación que hace la compañía a República Dominicana asciende a 20 millones de US dólares aproximadamente.

Más sobre este conflicto

La demanda de arbitraje fue presentada el 2 de abril de 2020 invocando el contrato firmado entre las partes. El despacho que defiende a la australiana es Lalive (Londres).

En 2004, el Gobierno dominicano firmó un contrato con EnviroGold concediéndole el derecho de procesar los residuos producidos por la actividad de la empresa Rosario Dominicana sobre la mina Pueblo Viejo, con un acuerdo de participación en las ganancias, también se contemplaba el pago de una regalía del 3,2% al Gobierno dominicano. Los residuos, aunque contienen oro y plata, son muy contaminantes corriendo el riesgo de que se vean afectadas las aguas de la comunidad.

EnviroGold comenzó el proyecto de remediación para eliminar uno de los pasivos ambientales históricos de las colas depositadas por la Rosario Dominicana entre 1991 y 1999 a mediados de 2012 y la duración del proyecto era de siete años.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.