Real Hearing. Tan real como en el tribunal


El Grupo Cobra, a través de la Concesionaria Majes Siguas del proyecto de regulación y derivación de recursos hídricos, ha enviado una carta al Ministerio de Economía y Finanzas peruano y al Gobierno de Arequipa dando por concluido el contrato ante la no aprobación de la adenda 13, de incremento de presupuesto del proyecto. La concesionaria cifra las pérdidas, en parte provocadas por la paralización, en 220 millones de dólares y no descartan acciones legales. El arbitraje internacional anunciado en los últimos meses parece el desenlace de este conflicto.

La carta, según información publicada por La República (ver “Concesionaria Angostura Siguas da por concluido contrato para ejecutar Majes II“, Juan Carlos Soto, 11.01.2022) fue enviada ayer por parte de la Concesionaria, y en ella se pide la caducidad del contrato por incumplimiento del Gobierno de Arequipa.

La no firma de la adenda 13, para la que la empresa otorgó de plazo hasta 30 de diciembre de 2021, límite que acordaron los accionistas, después de esperar cuatro años ha provocado esta última reacción por parte de la empresa, que, según la información citada, compromete al Estado a un arbitraje internacional tal y como ya dio por hecho el gerente de Cobra, Joaquín Roura a finales de diciembre (ver “Si no se firma la adenda 13 hasta el 31 de este mes, Cobra iniciará arbitraje internacional“, Nelly Hancco, Correo, 22.12.2021).

El 1 de octubre de 2021 la concesionaria Angostura Siguas informó a Perú y al Gobierno Regional de Arequipa que se retiraría del proyecto Majes-Siguas de regulación y derivación de recursos hídricos, tras no conseguir respaldo ni garantías del Estado peruano para la financiación y después de sucesivos incumplimientos en los plazos pidió la caducidad de un contrato que tiene su origen en diciembre de 2010.

Documentos relacionados: Proyecto de  Adenda 13.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.