La Procuraduría General del Estado de Ecuador ha impulsado la producción y creación de la película “El juego sucio” que, aunque se trata de una historia de ficción, tiene al arbitraje Chevron contra Ecuador como protagonista.

El filme cuenta cómo un periodista norteamericano se ve implicado en el conflicto que enfrenta a Ecuador contra la petrolera Chevron y “que pone en duda la teoría del supuesto fraude”, después de que su jefe le encargue un reportaje con pruebas a favor de la versión de la petrolera canadiense.

El arbitraje Chevron-Ecuador se ampara en el Tratado Bilateral de Promoción y Protección de Inversiones, vigente desde 1997 y es una larga historia que ha tenido la defensa medioambiental en el centro de la disputa.

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.